Pepino de mar: Características, propiedades, veneno, defensas y más.

El pepino de mar o holoturoidea, es un animal con un cuerpo veriforme, que vive en los fondos de los mares de prácticamente todo el mundo. En la actualidad se conocen aproximadamente 1400 especies.

Pertenecen a la especie de los equinodermos, siendo de la clase Holothuroidea y al subfilo Echinozoa. Su nombre coloquial de pepino de mar proviene de su parecido con la hortaliza del mismo nombre. Sin embargo es un animal marino y no una planta.

Son conocidos vulgarmente como cohombros o carajos de mar.

Tambien Te Recomiendo...

Características del pepino de mar.Pepino de mar

Lo primero que destaca del pepino de mar es su piel que puede tener una textura como de cuero y con aspecto gelatinoso por lo que pueden confundirse con las babosas.

Pueden tener una longitud que varía según la especie. El promedio de tamaño se refiere a 20 centímetros de longitud, pero puede existir el pepino de mar muy pequeño, que solo mida 1 centímetro, así como unos ejemplares de muy gran tamaño llegando a alcanzar los 5 metros. Su diámetro varía entre los 24 y 25 centímetros.

Su piel es de color marrón, negro o verde oliva, presentado una textura correosa.

Tienen un aspecto vermiforme, de manera alargada asemejando a un gusano. Están adaptados a la reptación teniendo el cuerpo de forma prismática pentagonal. La pared externa de su cuerpo está formada por colágeno, permitiéndole relajarse o apretarse para poder entrar o salir de pequeñas grietas de refugio.

En cada extremo de su cuerpo se encuentran la boca y el ano, y teniendo distribuidos en la parte inferior, en todo lo largo de su cuerpo cinco filas de pies.

Además, todo su cuerpo está provisto por pies ambulacrales, que intervienen en procesos con funciones sensitivas. Los que se encuentran en la parte inferior están más desarrollados pues tienen una función locomotora.

La boca del pepino de mar está rodeada de muchos tentáculos pequeños, aproximadamente entre 10 a 30, que pueden ser simples, teniendo semejanza con los dedos, pinnados, es decir con forma de pluma o pueden ser peltados que se caracterizan por ser aplanados con una forma de placa.

Tambien Te Recomiendo...

Son principalmente sedentarios y de muy lentos movimientos. No suelen moverse más de doce metros al día. Algunas especies son capaces de nadar aunque muy torpemente. Pueden llegar a vivir entre 5 a 10 años.

Se pueden comunicar entre sí mediante señales hormonales que expulsan al agua.

Parte interna.

Pepino de mar

Parte interna del pepino de mar.

Rodeando la faringe se aprecia un anillo calcáreo que se encarga de la inserción de los músculos, teniendo a su vez la función de mover los tentáculos orales y contraer el cuerpo.

Su esqueleto es el típico de los equinodermos, como los erizos de mar y la esponja de mar, en el que su estructura ósea se ve reducida a osiculos microscópicos.  Su sistema vascular acuífero consiste en poseer un anillo anterior donde empiezan unos largos canales que llegan hasta la parte posterior del cuerpo.

Muchas especies del pepino de mar tienen arboles respiratorios que son necesarios para el intercambio de gases. Son tubos pareados que están muy ramificados y unidos al intestino ubicándose muy cerca del ano. Este tipo de respiración se denomina cloacal.

No tienen cerebro, solo tiene un aro de tejido neuronal que envía los nervios a los tentáculos, así como a la faringe.

Tampoco posee un sistema circulatorio propiamente dicho, sino que tiene un sistema vascular de agua, el cual ejerce una presión hidráulica sobre los tentáculos y pies permitiendo que puedan moverse.

Hábitat natural.

Aunque pueden vivir en cualquier ambiente marino, son más comunes en las aguas saladas, que tengan poca profundidad, prefiriendo notablemente los arrecifes coralinos.

Su hogar varía desde el medio intersticial, pudiendo quedar expuestos al momento en que baja la marea, hasta establecerse en las más profundas fosas oceánicas sin problema.

Según la especie a la que corresponda el pepino de mar, puede ser bentónico viviendo enterradas en sedimentos blandos, pueden nadar o ser miembros del plancton teniendo como medio de movilización las corrientes del agua.

Pepino de mar

Pepino de mar entre rocas.

Suelen preferir alojados en grietas o enterrados en los sustratos blandos para evitar los depredadores y la luz potente.

Distribución del pepino de mar.

El pepino de mar tiene una gran adaptabilidad a muchos medios acuáticos, resistiendo diferentes temperaturas y corrientes marinas.

Por esta razón tiene una distribución sumamente amplia en prácticamente todos los océanos del mundo; sin embargo la mayoría de las especies del pepino de mar se encuentran en la parte asiática del Océano Pacifico.

Pepino de mar

Océano Pacifico, hogar de la mayoría de especies de pepino de mar

Reproducción del pepino de mar.

Al igual que muchos animales del fondo marino, el pepino de mar puede reproducirse de manera sexual o asexual según la especie a la que se esté estudiando.

Tienen hábitos nocturnos, por lo que su proceso de reproducción se lleva a cabo mayormente en la noche.

Reproducción sexual.

Tienen un proceso reproductivo que se lleva a cabo de manera externa. Algunas especies son vivíparos placentarios, es decir, la formación del nuevo individuo se lleva a cabo dentro del vientre materno, recibiendo su alimento y oxígeno a través de una placenta. Después de un periodo de incubación expulsan los huevos a través de una abertura que está cercana al ano.

Pero la mayoría de las especies del pepino de mar, llevan cabo una fecundación externa, donde el macho y la hembra expulsan los espermatozoides y los óvulos respectivamente.

Una vez los huevos han eclosionado liberan larvas que nadan libremente, pero cuando llegan a la etapa tres de su desarrollo, pentacularia, se producen los tentáculos.

Pepino de mar

Larvas de pepino de mar en fase avanzada

Pueden reproducirse una vez al año, cada dos años, o incluso algunas especies no tienen un patrón concreto de reproducción, siendo muy impredecibles.

Proceso de fecundación.

Para que este proceso se lleve a cabo, son necesarias varias condiciones específicas. Primero debe haber muchos individuos acumulados en un solo espacio para que se garantice la exitosa fecundación de los huevos.

El primer paso lo toma el macho, que levanta parte de su cuerpo y expulsa como un chorro a propulsión una cantidad generosa de esperma. Luego que los espermatozoides están en el agua la hembra toma parte en el proceso expulsando los ovocitos. Cuando las dos partes reproductivas se unen los huevos se fecundan.

Pepino de mar

Pepino de mar macho expulsando los espermatozoides.

Los huevecillos fecundados suelen ser muy apetecibles para los depredadores, por lo que solo una fracción de ellos será capaz de llegar a la fase adulta.

Para que las larvas comiencen a tener una forma de pepino de mar usual, puede variar en el tiempo dependiendo de la temperatura del agua, siendo las cálidas las ideales para acelerar el crecimiento.

Reproducción asexual.

El pepino de mar, al igual que las estrellas de mar, es capaz de reproducirse por medio de la regeneración.

La reproducción asexual se lleva a cabo por medio de la fisión. Este proceso se caracteriza por la partición en dos partes iguales del cromosoma. Después se divide la célula para producir dos células iguales con cromosomas iguales.

En el caso del pepino de mar, la partición de su cuerpo es parte de la regeneración de los fragmentos anteriores y posteriores.

Este proceso es controlado por los sistemas que integran el organismo, especialmente el sistema nervioso. El pepino de mar tiene mecanismos moleculares que deciden en que parte del largo eje anterior o posterior se llevara a cabo la fisión para una regeneración exitosa sin que afecte al individuo adulto.

Pepino de mar

Reproducción asexual del pepino de mar

Alimentación del pepino de mar.

El pepino de mar se puede alimentar de detritos, algas o en algunos casos también de plancton o materiales de desecho. Recogen su alimento de los sedimentos superficiales a través de sus tentáculos que permanecen extendidos sobre la superficie.

Para poder ingerir su alimento usan sus pies de tubo para excavar en el sustrato. Los tentáculos de la boca están cubiertos con una capa de moco que los ayuda a atrapar el plancton que flota en el agua luego de cavar. Aunque lo más común es que el pepino de mar abra la boca para consumir el sedimento junto con los detritos orgánicos ayudándose de los tentáculos.

Los sedimentos pasan a través de la boca y entran al cuerpo, donde son conducidos hacia el intestino anterior y al intestino delgado para su respectiva digestión y absorción de los nutrientes.

Con este vídeo podrás ver al pepino de mar como se alimenta y mueve el sustrato a la vez que se deshace de lo que no necesita.

Una vez ha procesado todo el alimento necesario, desecha el fango y los residuos inservibles para él.

Su papel en el ecosistema del fondo del mar es de gran importancia por ser un gran devorador del sustrato; además de que sus deposiciones tienen gran valor para el enriquecimiento del suelo. Son capaces de generar cambios físicos, químicos y fico-quimicos.

Además de esto son capaces de descomponer las partículas en trozos muchos más pequeños que se convierten en el alimento de los animales más pequeños como las bacterias.

Un espécimen relativamente pequeño de 30 centímetros de longitud, es muy laborioso, pudiendo procesar aproximadamente 120 gramos diarios de sedimentos, lo que se traduce en 44 kilogramos al año.

Especies más comunes del pepino de mar.

El pepino de mar tiene más de 1250 tipos de especies diferentes, aunque se cree que existen muchas más que no han sido descubiertas. En este articulo vamos a conocer las especies más comunes y comerciales.

Isostichopus badionotus.

Es también conocido como el pepino de chispas de chocolate o pepino de masa de galletas, por sus característicos puntos negros en todo el cuerpo.

Esta especie de pepino de mar es encontrada frecuentemente en las cálidas aguas del Océano Atlántico.

Puede llegar a alcanzar una longitud de hasta 45 centímetros, aunque generalmente suelen medir alrededor de 21 centímetros.

Tiene unas verrugas oscuras características, distribuidas en tres filas en la superficie dorsal, mientras que la base de color del cuerpo puede variar entre el blanco hasta el naranja pálido siendo incluso de color marrón, con muchas manchas marrones alrededor.

Es común encontrarlo en el Caribe, Bahamas y Florida, igualmente; en Bermuda, Carolina del Sur y Brasil.

Pepino de mar

Isostichopus badionotus.

Apostichopus japonicus.

Es normalmente encontrada en las aguas templadas superficiales que rodean la costa sureste de Asia.

Se le conoce comúnmente como pepino de mar japonés espinoso, debido a sus innumerables protuberancias espinosas que se encuentran en todo su cuerpo.

Suelen ser de tres colores diferentes que pueden variar entre el rojo, verde y negro.

La característica que más resalta de esta especie de pepino de mar, es su capacidad para entrar en un estado de letargo cuando la temperatura del mar sube demasiado en la estación de verano. Mientras esta en este estado, se alimenta de sus entradas, las cuales puede regenerar más adelante, pero pierde peso considerablemente.

Tambien Te Recomiendo...

Se conoce algunos casos en China donde este animal pudo permanecer en este estado por un periodo de cuatro años.

Pepino de mar

Apostichopus japonicus.

Holothuria scabra.

Tiene una coloración muy neutra, caracterizándose por presentar un tono de gris oscuro en su cuerpo con algunas pequeñas arrugas de color negro en la parte superior llegando a ser más pálidas en la parte inferior.

Puede llegar a crecer hasta 40 centímetros, aunque normalmente es más ancha que larga.

Se encuentra en los sedimentos suaves de la región Indo-Pacifica.

Es una de las especies de pepino de mar más consumidas a través de la historia, remontándose a unos 1000 años atrás. En los años 90 llego a su punto máximo cuando se veía en una presentación seca por un precio de 100 dólares el kilogramo.

En muchas áreas la pesca de este animal ha decaído con los años debido a la sobrepesca que ha limitado a la especie.

En varios países se lleva a cabo el cultivo de esta especie en tanques apropiados para su crecimiento y desarrollo.

Pepino de mar

Holothuria scabra.

Holothuria Nobilis.

Este es un pepino de mar negro, que a menudo se cubre con una fina capa de arena para pasar desapercibido a los depredadores.

Es una especie de cuerpo firme y rígido con unas prominentes papilas laterales y papilas anales, poseyendo túbulos cuvierianos translúcidos en la parte inferior.

Suele encontrarse sobre arrecifes pero también expuestos sobre escombros o gramíneas marinas.

Pepino de mar

Holothuria Nobilis.

Importancia ecológica del pepino de mar.

El pepino de mar, al igual que todas las subespecies del fondo marino tiene un importante papel en el delicado equilibrio del ecosistema marino, ya que actúan como bioturbinas.

Esto quiere decir que transforma el material orgánico que está en forma de grano y lo expulsa nuevamente al mar en forma de nutrientes que ayudan para la alimentación de especies más pequeñas y para enriquecimiento del sustrato.

Además de esto, el pepino de mar está constantemente cavando en el fondo marino, por lo que esparce el sustrato por los alrededores, dándole una continua movilidad a los nutrientes del mar.

Cuando la materia orgánica llega al fondo del mar, suele comenzar un proceso de descomposición en el que se consume el oxígeno que está en el agua, por lo que si no existiera el pepino de mar la misma quedaría anoxico, es decir, sin oxígeno. Esta condición generaría condiciones adversas para la supervivencia de cualquier especie que habita el mar, especialmente aquellos que están directamente sobre el suelo.

El hecho de que el fondo del mar se mantenga oxigenado, crea un ciclo de nutrientes que beneficia la productividad primaria. Ya que el pepino de mar se encuentra constantemente removiendo el sedimento para alimentarse, hace posible la oxigenación a la vez que evita la estratificación y recicla restos de materia orgánica.

Estos desechos reciclados son regresados a la columna de agua, donde serán utilizados nuevamente por otros animales aprovechando los nutrientes nuevamente. Así se crea una cadena trófica importante para la vida marina.

Por otro lado, existen algunas especies de pepino de mar que poseen un vínculo con pececillos transparentes que pueden transportar en el ano; de esta forma los peces ganan un hogar y protección a cambio de mantener a su arrendatario libre de desechos sólidos.

Mira como el perlero usa al pepino de mar como hogar en este vídeo.

Depredadores del pepino de mar.

Tienen pocos depredadores, entre los que destacan las estrellas de mar, los crustáceos, las tortugas y algunos peces que se alimentan principalmente las formas juveniles o diferentes etapas larvarias del pepino de mar.

Para defenderse de los animales que quieren comerlo, el pepino de mar es capaz de enterrarse en la arena, dejando por fuera solo sus tentáculos bucales para que sean más difíciles de atrapar.

De igual manera, son capaces de eviscerar algunos de sus órganos internos, por ejemplo pueden expulsar los órganos de Couvier; así el depredador se comerá estas partes mientras el pepino de mar escapa y luego regenera su cuero para quedar completo.

También pueden producir a través de su piel, sustancias que resultan toxicas para los animales, que hacen que se alejen. Otras especies pueden proyectar hilos mucosos y pegajosos sobre sus agresores que hacen que se irriten o inhabiliten.

Para protegerse contra los parásitos sintetizan una proteína que lleva por nombre lectina. Esta proteína inhibe el desarrollo de estos individuos.

Mira como es pescado el pepino de mar en Santa Cruz del Sur en Cuba.

Otras amenazas.

El pepino de mar es considerado en muchos países del sudeste asiático como un alimento muy preciado, con mucho valor gastronómico y económico.

Por esta razón algunas poblaciones ha sido sobreexplotadas haciendo que desaparezca en algunos países como Rusia, México y las Islas Galápagos.

Además de comerse, el pepino de mar se ha visto relacionado con la cura de muchas enfermedades como cáncer o tumores, así como tener propiedades sanatorios, lo que ha contribuido a su demanda exagerada.

Pepino de mar

Pesca del pepino de mar

Beneficios del pepino de mar en las personas.

Este animal es considerado un manjar en la cocina china. Es el ingrediente principal en el banquete de Año Nuevo llamado “Los Ocho Inmortales Cruzando el Mar”.

Se dice que el pepino de mar provee de muchos beneficios para la salud, por lo cual su mercado ha aumentado, llegando a países occidentales como Estados Unidos.

Para el dolor articular.

Pepino de mar

Pepino de mar cocinado.

Por sus altos niveles de sulfato de condroitina, un componente importante del cartílago, se dice que este animal provee un alivio muy prospero para la fatiga, la impotencia sexual y el dolor articular.

Si se toma el extracto de pepino de mar, se puede aliviar el fuerte dolor que producen enfermedades como artritis, ya que logra relajar las articulaciones, además de tener propiedades anti-inflamatorios.

Estos remedios son muy usados en la medicina tradicional china, teniendo una gran aceptación general.

Para las encías.

Aunque no está totalmente comprobado, existen estudios preliminares que afirmar que una pasta hecha a base de extracto de pepino de mar, puede mejorar la cicatrización de pacientes que habían sido sometidos a tratamientos por la enfermedad de las encías.

Este estudio fue publicado por el “Journal of Science Oral”, donde participaron 28 individuos que fueron divididos en dos grupos. Las personas del primer grupo se cepillaban los dientes diariamente con pasta de pepino de mar, mientras que el otro grupo usaba una pasta de dientes que no contenía nada de pepino de mar, era una pasta común.

Pasados tres meses de estudio el grupo que se había cepillado los dientes usando la pasta de pepino de mar, tuvieron una importante mejora en cuanto a hemorragia, inflamación y profundidad en las bolsas periodontales, comparando con los resultados del grupo de control que habían sido casi nulos.

Pepino de mar

Pepino de mar deshidratado.

Muchas proteínas.

Según Subhuti Dharmananda, Director del Institute for Traditional Medicine in Portland, en Oregón, los pepinos de mar son un alimento que proporcionan un gran incremento de las proteínas a aquellas personas que lo necesitan. Su nivel proteico es solo superado por las claras de huevo.

Además de esto la Harvard School of Public Health, afirma que la ingesta de pepino de mar puede ayudar a las personas a disminuir el riesgo de sufrir de enfermedades cardiovasculares, especialmente si esta proteína sustituye a los carbohidratos refinados.

Descubre las diferentes propiedades que tiene el pepino de mar con este vídeo.

Cultivo del pepino de mar.

En los últimos años, se ha popularizado el cultivo de este animal para evitar la sobreexplotación marina además de no quitarle a los océanos tan importante controlador del delicado equilibrio que debe mantener el fondo del mar.

Reproducción en cautiverio.

El proceso de reproducción estando en cautiverio es básicamente el mismo que realizan si estuvieran en libertad. El cultivador solo debe estar al tanto de que la temperatura del mar no tenga cambios bruscos, pues podría afectar negativamente a los nuevos individuos.

Cuando los huevos son fecundados se toman y se pasan a un sistema de incubadoras donde se realizara el proceso de desarrollo larvario. La larva se queda en la columna de agua por un periodo de tiempo de 20 días aproximadamente, donde pasa por tres etapas que son características por su morfología y la dieta.

Pepino de mar

Larva de pepino de mar.

La primera fase que afronta la larva es la etapa auricularia, que se caracteriza por ser fitoplanctotrofica, ya que estas larvas consumen solo el plancton para sobrevivir esta etapa.

La segunda etapa es de transición, llamada fase doliolaria. En este momento el pepino de mar pasa de ser una larva de vida planctónica a llevar una vida bentónica, pasando por un proceso morfológico, y buscara un sustrato idóneo donde pueda asentarse.

Una vez asentado en el sustrato ideal se lleva a cabo la tercera fase, donde se afinca correctamente mediante la aparición de los tentáculos que le ayudaran en su alimentación, así como las extremidades que le ayudaran a comer.

En la cuarta fase, llamada pentactula, la larva termina su desarrollo convirtiéndose en un individuo juvenil, casi con la forma final que tendrá de adulto.

Cuando los especímenes juveniles se encuentran en el mar, son muy difíciles de encontrar y su comportamiento no se conoce bien. Sin embargo estando en cautiverio se ha observado las principales razones de este desconocimiento.

En la etapa juvenil, el pepino de mar suele tener una longitud menor a un milímetro, lo que dificulta su observación. Aunado a esto se puede notar que en esta etapa, los especímenes buscan constantemente cubrirse de arena o enterrarse entre piedras y sustrato, lo que junto a la falta de coloración les permite mantenerse camuflado con el contorno.

Pepino de mar

Pepino de mar listo para la venta

Alimentación en cautiverio.

Lo ideal es el cultivo de diversas especies de micro algas que puedan ser suministradas a las larvas y pepino de mar adultos según su desarrollo. Además se utilizan micro algas comerciales que puedan complementar la alimentación a la vez que ayuda a reducir costos que conllevan el cultivo de alimento vivo.

Temperatura de los tanques.

Pepino de mar

Cultivo del pepino de mar

En los últimos años, se ha venido estudiando cual debe ser la temperatura optimo a la que debe estar el pepino de mar para beneficiar el crecimiento de los especímenes.

Se ha determinado que cada animal tiene diferentes rangos tanto de tolerancia como de temperatura, que le permita aprovechar mejor la energía que ha obtenido del alimento para poder mantenerse, desarrollarse  y resistir diversas condiciones.

Aunque todavía se encuentra en periodos de prueba el conocer cuáles son las condiciones ambientales perfectas para el pepino de mar según su especie, se están llevando a cabo pruebas en condiciones controladas en laboratorios. Sin embargo este método es costoso.

Además se llevan a cabo pruebas con condiciones fluctuantes, que toman lugar en tanques exteriores, que a pesar de reducir los costos de producción no resulta tan efectivo pues podría tener una tasa de mortalidad mayor.

Mira el avance que ha tenido el cultivo de mar en aguas Mexicanas con el siguiente vídeo.

Dejame Tu Comentario